Connect with us

Sucesos

La violencia normalizada en la actual Colombia.

Si bien los hechos violentos parecen ser parte de la vida cotidiana, ¿dónde está la responsabilidad del Estado de garantizar la vida de los colombianos?

Durante muchos años, Colombia vivió un conflicto armado interno. En consecuencia, fueron muchos los procesos de paz, que expresidentes como Belisario Betancur, César Gaviria y Andrés Pastrana no pudieron llevar a cabo. Esto se debe a divergencias y acuerdos que en su momento no pudieron desarrollarse en las referidas negociaciones.

Posteriormente, Uribe, ahora preso por fraude procesal y manipulación de testigos, intentó acercamientos con el mismo propósito, pero no lo hizo. Sin embargo, llegó al poder Juan Manuel Santos, quien finalmente logró algo.

Se le reconoce por haber logrado negociar un acuerdo de paz con las FARC, luego de muchos años de negociaciones y en el que han intervenido varios países. Por ese hecho, histórico para Colombia y el mundo, recibió el Premio Nobel de la Paz.

Este hecho, que para muchos fue un hito en la historia del país, fue aceptado por muchas víctimas que abandonaron las FARC como un paso hacia la paz deseada. De hecho, se pensó que Colombia respiraría algo de eso, pero no fue así.

“Colombia siempre ha estado sumergida en hechos violentos y no parece extraño que cuando les pasa a las víctimas, la clasifiquen como responsable de su destino”

Si bien los actos de violencia han disminuido, no lo han hecho en su totalidad, pues aún existían células narcotraficantes, los llamados disidentes de las FARC, paramilitares y también el ELN (aunque Juan Manuel Santos pensó en negociar con este grupo , no tuvo mucho tiempo, y con la llegada de Duque parece imposible pensar en un acuerdo con ellos).

Con eso claro, Colombia siempre ha estado sumergida en hechos violentos y no parece extraño que cuando les pasa a las víctimas, la clasifiquen como responsable de su destino. Escuchas a la gente decir en las redes sociales “no mataron para siempre”, “estaban haciendo algo” y muchas especulaciones de que lo único que hacen es fomentar que estos eventos sean recurrentes … ¿Ah?

Por otro lado, se dice que la violencia en Colombia se ha normalizado porque hechos como la masacre de Llano Verde (Cali) el 12 de agosto y la masacre de Samaniego (Nariño) el 15 de agosto parecen dejarlo claro.

Tal es la situación que uno escucha que estos jóvenes eran parte de un grupo rebelde … Siempre quieres marcar a la víctima con adjetivos desagradables y calumnias, no pienses en el dolor de los familiares que aún se preguntan por qué se quitaron la vida siendo inocente. Y por no hablar de los medios de comunicación que solo buscan amarillear y broncearse.

Para concluir, estos dos hechos siguen siendo objeto de investigación y se espera que el proceso se acelere, ya que este país merece conocer la verdad. ¿Quién los mató? ¿Quién dio la orden? ¿Dónde está la responsabilidad del Estado de garantizar la vida de los colombianos? Son muchas las preguntas que se hacen las víctimas y todos aquellos que han sufrido violencia en carne propia durante décadas

Paráfrasis/las2orillas

Sigue Leyendo
Eche, pero comenta esta nota

Deja tu Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Judiciales

Mataron a la esposa del líder social Álvaro Peña, asesinado la noche anterior en Arauca

foto tomada de google news

El homicidio de la mujer se produjo cuando ella se encontraba en la casa de su suegra enfrentando el duelo por el crimen de su pareja.

Un nuevo hecho de violencia se registró en la tarde de este miércoles, 26 de enero de 2022, en Arauca . Rosalba Carmenza Tarazona Ortega, esposa del líder comunal Álvaro Peña Barragán, asesinado en Tame durante la noche del día anterior, fue atacada a tiros y murió.

La esposa de Álvaro Peña se encontraba en la casa de su suegra en el municipio de Saravena, cuando hombres armados entraron a la vivienda y le dispararon. A través de su cuenta en Twitter, el Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (Indepaz) confirmó el crimen.

El asesinato de Rosalba Carmenza Tarazona Ortega se produjo cuando intentaba reponerse, junto a amigos y familiares, del crimen de su esposo

Sigue Leyendo

Colombia

El Museo de Arte Moderno de Cartagena celebra 50 años con muestra de artistas colombianos

foto tomada de google news

El MAMC de Cartagena, ubicado en la Plaza San Pedro Claver, comienza la celebración de sus cincuenta años con dos exposiciones de arte contemporáneo, concebidas y gestadas durante el confinamiento. El Museo empezó a idearse en 1972 con una colección seleccionada por José Gómez Sicre y donada por la OEA, con piezas entre las que se encuentra uno de los primeros cóndores de Alejandro Obregón.

La primera de las muestras contemporáneas para la celebración es Esperanza, fortaleza y resiliencia, una colectiva de fotografía y pintura con un mensaje de cara a los nuevos retos, que reúne a la fotógrafa María Paulina Lleras y a las pintoras Paola López-Guerra y Clara Mejía. Mejía es una artista antioqueña que ha sido resaltada como “diestra colorista, así como en su hábil manejo de la veladura y la estructuración de una composición sólida que, sin embargo, no pierde la frescura del boceto”.

La segunda exposición, en las salas Hernando Lemaitre, es la individual Alter Realidad del artista visual antioqueño Daniel Estrada, que con influencias de Breton y Man Ray trabaja portales a realidades alternativas al encierro. Daniel Estrada es un artista que utiliza la fotografía como medio para construir escenas teatrales, con una estética llamativa en el uso de los elementos. Según la galería Casa Palma, en su trabajo se destaca el uso de la técnica del claroscuro, que le permite realizar composiciones, donde la fuerza de la negación del espacio y el manejo de la iluminación engrandecen la figura.

Ambas muestras fueron auspiciadas por las galerías antioqueñas de arte RA Consultores y AH Fine Art, las cuales son lideradas por el paisa Santiago Restrepo, bajo la curaduría de María del Pilar Rodríguez Saumet, la museografía de Salim Osta Lefranc y el montaje del Grupo Conservar.

Sigue Leyendo

Barranquilla

“Diario bajan hasta 12 cm del río Magdalena”: observatorio San Pedrito

foto tomada de google news

En este momento, el nivel del río Magdalena en la localidad del Atlántico Sur se encuentra en 4,82 metros debido a la estación seca que está afectando a los campesinos y ganaderos productores de esta localidad del departamento.

Desde el Observatorio San Pedrito, en el municipio de Calamar, indican que cada día los niveles descienden hasta en 12 cm.


“Diariamente está bajando 10 y 12 cm, está bajando de una manera impresionante. Hoy el nivel se ha mantenido en 4.82”, dijo Mariela Pino Villa, quien forma parte del Observatorio del Río en la estación San Pedrito.

En diciembre el nivel del río superó los 7 metros, por lo que la situación actual genera cautela en los agricultores de esta zona del Atlántico.

Sigue Leyendo

Tendencias